Semana 10/52 (noviembre de 2020) | CPC con MarKastle

3 meses después... ¡Me fastidio el otro tobillo!

Lunes, 2 de noviembre de 2020

La semana empieza bastante bien. He dormido más o menos bien, he recibido un par de pedidos de Amazon y me he sentido bastante bien en el gimnasio haciendo trabajo de piernas y complementando con trabajo aeróbico. Por cierto, esta semana toca aumento de repeticiones en el reto anual de autocargas. ¡A tope! 💪

1 hora a tope con el "step"

Respecto a las calorías, vuelvo a superar las 2000, pero tampoco quiero privarme de ningún nutriente para que no me entre la "bajona" que tuve la semana pasada. A ver si mañana soy capaz de recular un poco y reducir un poco el número de calorías. Buenas sensaciones en general en este comienzo de semana. 😊


Martes, 3 de noviembre de 2020

No he dormido mal del todo hoy, pero se puede mejorar. Esta vez no me olvidado de ir al taichí (la semana anterior se me pasó por completo). Como ayer hice tren inferior en el gimnasio, hoy le he dado duro a la parte superior del cuerpo. 💪 


Eso sí, como tenía un p*** claustro se me ha fastidiado el entrenamiento y no he hecho entrenamiento aeróbico. Mañana intentaré ir a correr a las hiedras y compensar de alguna manera. Además, ¡el miércoles es día de masaje! 💆

Miércoles, 4 de noviembre de 2020

El día empezó con energía, aunque lluvioso. Había quedado con mi buen amigo Martín para ir a correr a la pista de Las Hiedras, en Anaga. Cierto es que no había dormido mucho, pero confiaba en espabilarme gracias a las pastillas de cafeína. Empecé a correr (Martín no podía acompañarme porque tenía el tobillo fastidiado. A 1,5 km. de la llegada... ¡Zas! Otra vez el tobillo (el otro en esta ocasión). ¡Maldita sea!

"¡No siento la pierna!"

Ahora que estaba cogiendo la forma. ¡Qué rabia! Dentro de lo malo, parece que el esguince no ha sido tan fuerte como el de la otra vez y, la ventaja que tiene este tobillo, es que no tengo lesiones previas más graves (salvo la de decenas de veces que me lo torcí en mi juventud).

De nuevo con la "peta" en el (otro) tobillo

A ver cómo puedo hacer para salvar el resto de la semana sin poder hacer trabajo aeróbico. Por lo pronto, mañana tengo cita para tratarme la epitrocleitis, lo cual puede terminar de fastidiarme el codo durante otros tantos días. Me da que, si quiero mantenerme, voy a tener que incluir a mi pastillero una de las píldoras que también marcó mis épocas mozas: el ibuprofeno.


Jueves, 5 de noviembre de 2020

Esta mañana he ido a visitar a mi buen amigo y colega fisioterapeuta Javier Escatllar. En principio, había quedado con él para que me tratase la epitrocleitis, pero de paso ya le ha metido mano al tobillo.

Con mi tutor de prácticas de fisioterapia, el gran mentor Javier Escatllar 😍

Una década después, he tenido la oportunidad de saludar también a Marta, mi querida alumna del IES Garachico, ¡que está hecha toda una mujer!

Martita... ¡Qué preciosidad! 😻

Tras despedirme de estos dos grandes amigos, vuelta desde Icod de los Vinos a mi gimnasio santacrucero de la "Casa Cuna" y a trabajar tren superior e incluso atreverme a rodar 30 minutos suave en la bicicleta estática. Además, he podido retomar el reto anual de autocargas (aunque la parte de sentadillas la he hecho regular 😢). 

Un poco de trabajo aeróbico para que no me de mucho cargo de conciencia

Con tanto "tute", ha sido irremediable no resentirme del tobillo. Probablemente, podría haber evitado o minimizado el derrame si me hubiera quedado quieto con la pierna en alto... ¡Ay mi cabeza! 😖

Parece que no escarmiento...

Entre unas cosas y otras, llevo toda la semana sin contabilizar las calorías (en lo que a alimentación se refiere). Además, para colmo mañana me voy a Fuerteventura para pasar un fin de semana de relax... ¡Ya le estoy temiendo a la báscula el domingo! 😱


Viernes, 6 de noviembre de 2020

Pues esta semana nos han impuesto (sutil, pero literalmente) dos días de libre disposición en el instituto y no hemos tenido clase ni ayer jueves ni hoy; así que he decidido tomarme un par de días de relax y, como no se puede viajar a casi ningún lado, me he pegado un salto a la isla vecina, que es la única que me quedaba por visitar.

Aeropuerto de Fuerteventura 🛩

La verdad es que, en un principio, he tratado de no saltarme la rutina de entrenamiento y de alimentación, pero, al final, he sucumbido a las tentaciones de "Hacendado" y he decidido saltarme la dieta por hoy en lo que podríamos denominar un "cheat day". 


Aunque visto lo visto... Me parece que va a terminar siendo un "cheat weekend".😅

No es que sea comida mala del todo... ¡Pero me he inflado!

Sábado, 7 de noviembre de 2020

Esta noche he dormido bastante (me desperté definitivamente a las 10:30 de la mañana). Otro día más que completo el reto anual de autocargas (aderezado con un poco de mancuernas flamencas para calentar). Tras cambiar de alojamiento, he ido a coger un poco de sol 🌞 a la piscina del nuevo complejo hotelero y, de paso, relajarme un poco. 😌 

Relax total en la piscina de la villa

La comida/merienda ha sido bastante equilibrada, aunque he comido pan con mojo y no he podido evitar la tentación de probar el postre de tarta de queso con arándanos 😋.

Ensalada de rulo de cabra

Donde he metido la pata ha sido a la hora de cenar: sushi, tortilla de patatas, panecillos para dipear, jamón serrano, guacamole, ensalada de la huerta, yogur, chocolate con almendras, frutas desecadas... Y todo en grandes cantidades. ¡Lo peor! 😓


En definitiva, no me siento orgulloso de lo que estoy entrenando; ni mucho menos estoy contento con cómo estoy llevando la alimentación; pero, por otro lado, hay que tener en cuenta que estoy lesionado del tobillo y no creo que sea muy pecaminoso pasarse un fin de semana de desconexión para luego retomar la dieta y el entrenamiento con más fuerza si cabe.

Atardecer en Fuerteventura

Anochecer en la isla majorera

Domingo, 8 de noviembre de 2020

Ha sido un fin de semana TOP en cuanto a relax, regular en cuanto a entrenamiento y fatal en cuanto a alimentación. 

El Goloso del "Castillo", más que del Cotillo 😂

Bueno, supongo que una mens sana ayuda a compensar un poco el corpore "insano". 😅 

🌞🏖💆

Teniendo en cuenta la lesión de tobillo que me hice hace unos días, tampoco estoy para tirar cohetes y, aunque quizá con más motivo debería haber guardado una dieta más estricta, estos días realmente me han ayudado a desconectar del estrés rutinario; así que... ¡Genial! 😃


Sé que hoy es domingo, pero como me pilló fuera de casa, ya haré los análisis pertinentes mañana por la mañana. ¡Saludos desde el paraíso!
             

Igualmente, pongo aquí los datos de la 10ª evaluación semanal para que haya constancia en la entrada de blog correspondiente:


Peso 74,4 kg. (1,2 más que la semana pasada 😔). Quiero suponer que quizá el peso también necesite de sus "dos pasitos adelante y uno atrás, otros dos adelante..." y así progresivamente; asentando poco a poco, como ocurre con el reto anual de autocargas. Sea como sea, esta semana empiezo todo lo a tope que me permita el tobillo. Come on! 💪
                   

Comentarios